El uso de placas solares en distintos tipos de instalaciones empresariales proporciona un importante ahorro energético, además de contribuir al logro de una mayor independencia de los suministradores tradicionales de energía. En este artículo descubriremos qué factores influyen en la obtención de la rentabilidad con el uso de placas solares y cuál es el retorno de la inversión o ROI para aquellas organizaciones que están pensando en su instalación.

 

¿Son rentables las placas solares?

Los datos indican que el ahorro que se puede obtener en consumo de energía con el uso de placas solares está entre el 30 y el 35% al año. Para calcular la rentabilidad de las placas solares hay que tener en cuenta que éstas tienen una vida útil estimada de 25 años y que el desembolso inicial de su instalación se recupera en un plazo de tiempo que oscila entre los 7 y los 10 años.

A la hora de medir la rentabilidad de las placas solares, existen varios factores que se deben considerar:

  • El coste de la inversión que se va a efectuar.
  • Los costes de la instalación y mantenimiento.
  • El volumen de autoconsumo.
  • La tasa de incremento en el precio de la energía eléctrica con la que trabajamos en la actualidad.

A esto hay que añadir, en algunos casos, los gastos de financiación y las tasas de interés e inflación. En cuanto a la tasa de incremento en el precio de la energía eléctrica, no es fácil manejar datos fiables al 100%, pero sí se pueden realizar proyecciones considerando los datos de los últimos años.

 

Cómo calcular la rentabilidad que ofrecen las placas solares

Para lograr la buscada rentabilidad de la instalación de paneles debemos tener en cuenta el periodo de amortización, que será el que nos indique cuándo comenzaremos a recuperar la inversión inicial realizada. Para ello debemos considerar dos aspectos: por una parte los costes totales y, por otra, los beneficios económicos que proporciona la instalación fotovoltaica al cabo del año. A su vez, para considerar los costes totales, debemos valorar el coste bruto de la puesta en marcha de la instalación de placas y el coste neto, que se verá afectado por la calidad de las placas elegidas y por el tamaño de éstas.

Hay que recordar que las energías renovables suelen recibir bonificaciones e incentivos y están subvencionadas por diversas administraciones, desde las locales hasta las regionales y nacionales, algo que afecta de forma directa a los costes de su instalación y mantenimiento (aunque éste es mínimo). A las ayudas directas a estas instalaciones hay que sumar las indirectas, como las desgravaciones fiscales.

 

El periodo de retorno de la inversión

Para determinar el periodo de retorno de la inversión debemos, en primer lugar, calcular el coste final de la instalación fotovoltaica. Este dato será el resultante de sumar las ayudas y bonificaciones a la instalación y la cifra resultante restarla del coste bruto de la instalación. A continuación se debe estimar el beneficio financiero anual, en el que podemos incluir el valor de la propiedad y el ahorro eléctrico obtenido. 

Por último, tendremos que fraccionar el coste final entre el beneficio financiero que hayamos logrado cuando haya transcurrido un año. De esta manera averiguaremos cuál es el número de años que necesitamos para lograr el punto de equilibrio. Una vez logrado, a partir de entonces, se considera dentro del beneficio económico cada día que pase.

 

rentabilidad placas solares

 

Por qué debería emplear energía solar fotovoltaica en mi empresa

La energía solar fotovoltaica será en poco tiempo una de las fuentes de energía más rentables y, casi con total probabilidad, la más barata de todas. Las empresas que aprovechen a tiempo sus ventajas no solo se beneficiarán de una fuente de energía renovable ilimitada y gratuita, sino que ahorrarán dinero en su factura energética cada día del año.

Permitirse la generación y el suministro propio de energía pasará de ser una quimera a una realidad, con el importante valor añadido de dejar de depender de los proveedores tradicionales de energía y de los consiguientes aumentos de precio que estos apliquen al mercado. En las organizaciones empresariales, el consumo de energía puede seguir siendo el mismo, e incluso implementarse medidas de ahorro considerables, pero el precio siempre sube. Con la energía solar fotovoltaica, la factura energética será menor a finales de año.

La utilización de energía solar fotovoltaica no solo tiene importantes consecuencias de reducción de costes en una empresa, sino que es también una declaración de intenciones a favor de un futuro seguro, limpio y respetuoso con el medio ambiente, o lo que es lo mismo, una contribución ambiental que se enmarca dentro de la responsabilidad social corporativa (RSC) de la organización.

Grupo Turelectric realiza proyectos de instalación de placas solares para empresas desde el año 2005. En todo este tiempo ha acumulado una amplia experiencia en numerosos proyectos de instalaciones fotovoltaicas, en los que ha sido también un agente activo en la optimización de los usos de la energía. Los proyectos llave en mano en los que participa incluyen estudios de viabilidad, instalación, tramitaciones y permisos, búsqueda de financiación y mantenimiento, siempre con el objetivo de reducir los costes energéticos y de hacer la obtención de energía más sostenible para el medio ambiente.

En Grupo Turelectric creemos que la energía solar es una gran alternativa para todo tipo de empresas, pues pueden beneficiarse de un considerable ahorro de costes y lograr la deseada independencia energética. Contacta con nosotros e infórmate al respecto.